Como plantar eucalipto, sus cuidados y como cosechar sus hojas

Su gran aroma y sus propiedades medicinales, son dos grandes motivaciones para aprender el proceso de como plantar eucalipto. Esta planta es perteneciente al género Eucalyptus, grupo de árboles que se cultivan con fines forestales, ya que ofrecen madera de buena calidad, son muy frondosos y pueden llegar a medir hasta unos 50 metros de altura. Debido a su gran tamaño, no puede ser sembrado en jardines pequeños o en interiores.

como plantar eucalipto

El eucalipto es una planta de rápido crecimiento, que sobrepasa fácilmente los 4 metros de altura en solo un año. Existen algunas especies que pueden ser sembradas en interiores, pero no durarán mucho tiempo en macetas y deben ser trasplantadas rápidamente a una zona amplia. También es posible plantar eucalipto en interiores a partir de especies enanas, pero de igual modo necesitará ser trasplantada en algún momento. La única opción de tener uno de estos árboles en casa, es aplicar la técnica del bonsái.

En Australia, de donde es originaria, es muy utilizada como alimento para animales, y eran utilizadas para preparar fogatas. Este árbol es ampliamente reconocido por sus muchas propiedades medicinales, además de contribuir en la industria química. Esto se debe a que las propiedades del aceite de sus hojas se pueden usar para fabricar disolventes, perfumes, repelentes y algunas medicinas. En la actualidad, también se utiliza esta planta en el sector maderero y productora de papel.

Aspectos a tener en cuenta sobre como plantar eucalipto

Cuando plantar e iluminación

Las más de 700 especies que pertenecen al género Eucalyptus, se adaptan muy bien a climas tropicales y subtropicales. Esto también nos indica que no son capaces de soportar fuertes heladas, al igual que vientos muy fríos.

En lo que se refiere a como plantar eucalipto; el requerimiento ambiental más importante es la luz solar. Esta planta debe estar expuesta el mayor tiempo posible al sol. Esto significa que los climas cálidos le permitirán desarrollarse mucho más saludable.

Condiciones ideales del sustrato

El proceso de como plantar eucalipto, requiere de un suelo arcilloso o franco-arcilloso, con sustratos ricos en materia orgánica y debes procurar que tenga un buen drenaje para el buen desarrollo de la planta.

En cuanto a los nutrientes, se recomiendan suelos con buena fertilidad, ya que el eucalipto sustrae grandes cantidades de nutrientes del suelo. Siendo muy importante proveer de nutrientes al suelo para mantener un árbol saludable y frondoso. En cifras, podemos asumir que el terreno debe tener un pH de 6 o cercano a 5, tendiendo a la acidez característico de los suelos arcillosos.

El eucalipto es una planta alelopática

La alelopatía ocurre cuando un organismo, la planta de eucalipto, produce compuestos que evitan la supervivencia de otros organismos a su alrededor. Este es un fenómeno biológico que debes conocer, ya que al plantar eucalipto debes asumir que ninguna otra planta podrá desarrollarse a su alrededor.

Distancia prudencial al sembrarlo

Antes de seguir hablando acerca de como plantar eucalipto, debes tener en cuenta que este árbol desarrolla unas raíces muy fuertes y profundas para subsistir y debe mantenerse una distancia adecuada de tu vivienda. Esto evitará que las raíces causen algún daño en las tuberías, cableados o el pavimento. La distancia que se debe dejar, para que no dañe cualquier edificación, debe ser de por lo menos 4 metros.

Proceso de como cultivar eucalipto paso a paso

Propagación a través de semillas y estacas

El proceso de como plantar eucalipto puede hacerse de dos formas diferentes; mediante el uso de estacas o sembrando las semillas. A pesar de ser una especie forestal, la semilla es de fácil germinación y su siembra mediante estacas no es muy compleja. Si vas a propagar utilizando estacas, entonces debes usar un enraizador para cultivarlo en una maceta y luego trasplantarlo,  o también puedes sembrarla directamente en el lugar definitivo.

La propagación por semillas lleva un poco más de tiempo, pero puede ser un proceso gratificante para muchas personas. Las semillas del eucalipto son fáciles de germinar, y en máximo 10 días podrás ver los cotiledones emergiendo. El primer paso para germinar las semillas es remojarlas en agua por 24 horas. Luego debes colocar las semillas en una pequeña maceta con un sustrato fértil y mantener la humedad hasta que la planta nazca. En la maceta puede vivir hasta que tenga unos 10 centímetros de altura o cuando se observen 3 hojas verdaderas (sin contar los cotiledones), luego debe ser trasplantado a su lugar definitivo.

Antes de su trasplante, debes nivelar el terreno para evitar el estancamiento del agua y verificar que el suelo tenga un buen drenaje.

Cuidados generales del cultivo de eucalipto

Riego frecuente y a baja intensidad

En las primeras etapas de la planta es recomendable aplicar un riego frecuente, evitando el exceso de agua. A medida que el árbol toma altura y desarrolla unas raíces profundas, se puede reducir la frecuencia del riego. Incluso puede sobrevivir sin nuestra ayuda en temporadas de lluvia.

Abonado y restitución de nutrientes al suelo

El nutriente que más demanda el árbol del eucalipto es el calcio. Es por esta razón que debes incorporar calcio al suelo justo antes de sembrarlo. Este mineral también ayuda a elevar el pH del suelo en caso que sea demasiado ácido, como pueden ocurrir en suelos arcillosos. Esto permitirá que el resto de nutrientes estén disponibles para la planta.

La forma de abonar dependerá de la fertilidad del suelo. Se debe incorporar de forma constante materia orgánica o abonos naturales provenientes del compostaje o lumbricultura. De la lumbricultura se obtiene el humus líquido, rico en nutrientes como el calcio.

Al momento de la siembra, se le pude aplicar 40gr por planta de una formula completa, donde se provea de la misma cantidad de nitrógeno, fosforo y potasio. Sin embargo, una formula con una mayor cantidad de fosforo puede ayudar a la formación y el fortalecimiento de las raíces. Después de dos meses de ser sembrado, se debe reponer nuevamente los nutrientes para que la planta los pueda extraer del suelo.

Plagas y enfermedades que afectan al cultivo

Hongos del suelo

El eucalipto es sensible a algunos hongos, ya que promueven la pudrición de sus raíces y la mata de forma silenciosa. El principal hongo que afecta a este árbol es el Phytophthora. También podemos mencionar el Corticium salmonicolor, que destruye la parte aérea de la planta e incluso puede afectar el interior del tallo.

Insectos defoliadores y chupadores de savia

En sus primeras fases, esta planta es atacada por larvas defoliadoras y hormigas que consumen las zonas más tiernas.

Las avispas de las agallas, conocidas como Leoticybe invasa, produce agallas en las hojas y bloquea el paso normal de la savia. Esto produce que las plantas jóvenes se debiliten y retrasen su crecimiento. Otra de las plagas importantes es el coco Phoracantha (el taladro del eucalipto), quien produce daños en el tallo y las ramas. Esto produce la muerte de la parte que se encuentre por encima de la parte atacada.

Esas son las plagas más importantes que podemos encontrar, sin embargo, también existen otros insectos, todos defoliadores.

Otros Cuidados del eucalipto

El eucalipto no es una planta que sea muy exigente más allá de los cuidados básicos. Para responder a la pregunta de ¿Cómo plantar eucalipto? Debemos considerar 3 condiciones: cumplir los requerimientos de humedad del suelo, reponer los nutrientes necesarios durante todo el año y la exposición del árbol a suficiente luz solar. Estos tres requerimientos no podrás descuidarlos para poder mantener saludable a tu árbol. Si una de estas condiciones no se cumple, entonces el árbol te mostrará indicios de que algo anda mal y deberás corregirlo a tiempo.

 

Cosecha de sus hojas

La mayoría de las personas que se deciden aprender el proceso de como plantar eucalipto, lo hacen con fines ornamentales y para aprovechar las bondades curativas de las hojas. En este caso, es importante conseguir variedades que sean de un tamaño que te permitan aprovechar sus hojas con facilidad.

No existe un tiempo específico para recolectar las hojas del eucalipto, pero al ser de crecimiento rápido, a los seis meses se podrá obtener algunas ramas para usos personales. Si necesitas cosechas mayores, entonces debes esperar a que el árbol se encuentre en fase vegetativa. De este modo, tu árbol no sufrirá grandes daños por la poda y se recuperará rápidamente.

Si quieres obtener  la madera del eucalipto con fines comerciales, entonces puedes realizar la cosecha del tallo cada 4 años, pudiendo alargarse hasta los 10 años.

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.