Agroecología | Agricultura ecológica – Al cuidado de la naturaleza

Respetar y preservar la naturaleza son algunos de los pilares de la Agricultura Ecológica. Hoy vamos a hablar de la Agroecología, un método de producción agrícola centenario que puede transformar la forma en que producimos alimentos.

Agroecología o Agricultura ecológica

La relación entre el hombre y la naturaleza se hizo cada vez más intensa con el desarrollo de la agricultura. El dominio de los cultivos proporcionó el crecimiento de la especie y transformó la historia, posibilitando el desarrollo social y la calidad de vida, tanto para la alimentación como para el nuevo estilo de supervivencia. Hablemos de qué es la agroecología.

Así, para asegurar la prosperidad de la especie, el ser humano creó un vínculo con la naturaleza, estructurando modelos de agricultura y entendiendo lo que el medio ambiente podía aportar para su crecimiento.

 ¿Qué es la agroecología?

La agroecología no es más que un retorno a los modelos agrícolas de nuestros antepasados, reemplazando los monocultivos que drenan nutrientes del suelo por un modelo de agricultura sintrópica y ecológica, que utiliza los recursos propios del medio ambiente para la defensa, la nutrición y el desarrollo.

La metodología participativa de la Agroecología consiste en integrar los diferentes cultivos en un solo ambiente, creando un espacio rico en diversidad, con especies articuladas entre sí que colaboran con el desarrollo del conjunto. Para el agricultor orgánico, la Agroecología garantiza una mayor diversidad productiva, además de abaratar el cultivo, ya que no hay gasto en plaguicidas o plaguicidas.

Actualmente, el modelo de cultivo agroecológico ofrece un crecimiento del 6% al 10% en comparación con la agricultura convencional. Así, es posible afirmar que la Agroecología apunta al cultivo sustentable, con todo el respaldo que ofrece el conocimiento científico e histórico.

Además, la Agroecología traspasa las fronteras de las plantaciones e incorpora temas sociales, culturales, ambientales, energéticos y políticos, valorando la producción local y orgánica, sustentada en tecnologías limpias y concienciando a sus seguidores del daño que ocasiona la agroindustria.

Biodiversidad y agrosilvicultura sintrópica

Al ser una agricultura con perspectiva ecológica, la Agroecología valora todas las formas de vida y, sobre todo, el medio ambiente, respetando tanto la flora y fauna de la región, como los ciclos de cultivo de cada especie.

En la misma tierra, antiguamente utilizada para cultivar un solo tipo de cultivo, el productor puede producir frutas, verduras, hortalizas, flores e incluso algunas especies de animales, como aves y cabras. Este sistema respeta la formación natural del medio, por lo que los árboles más grandes protegen los senderos y los nutrientes presentes en el suelo se aprovechan de manera integral.

Fertilizantes orgánicos y alternativas para el control de plagas

Para que el cultivo agroecológico sea efectivo, es necesario que el productor orgánico recurra a fertilizantes naturales y estrategias orgánicas de control de plagas, con el adecuado manejo ecológico de los recursos naturales y técnicas caseras de compostaje.

Con un adecuado manejo y planificación del cultivo orgánico, es posible revitalizar áreas deterioradas por la agroindustria, así como restablecer la vida local, atrayendo aves y otros insectos que ayudan en la polinización de semillas y, en consecuencia, en el crecimiento orgánico de la Agroecología.

Un sistema de agricultura ecológica sostenible y saludable: la agroecología

La agroecología busca valorar directamente la biodiversidad, desarrollando un modelo de agricultura democrático y sostenible.

Es cierto que un sistema como el agroecológico tiene el potencial de reestructurar la agricultura global, brindando alimentos orgánicos de calidad y nutritivos para todos, de manera accesible y con menores costos en todas sus etapas de producción, consumo y reventa.

Intente cultivar diferentes especies en su huerto o jardín y vea cómo las diferentes plantas se complementan entre sí en un próspero sistema de agricultura orgánica.

Share on: