Usos del Aceite de Neem – Insecticida y Fungicida Natural

Encontrar pesticidas que realmente funcionen, y que sean seguros y no tóxicos para el jardín puede ser un desafío. Todos queremos aportar nuestro grano de arena en la protección del medio ambiente, nuestras familias y nuestros alimentos, pero debemos ser sinceros al decir que la mayoría de productos hechos con ingredientes naturales disponibles tienen una eficacia limitada, excepto el aceite de neem. Llegando a ser los usos del aceite de neem todo lo que un jardinero podría desear.

Aceite de Neem-Insecticida y fungicida

Este producto se puede usar con seguridad en los alimentos, debido a que no deja residuos peligrosos, reduciendo o matando las plagas de manera efectiva, además de ser un gran preventivo para el moho polvoriento en las plantas.

¿Qué es el aceite de neem?

El aceite de neem proviene del árbol Azadirachta indica, una planta del sur de Asia e India utilizado comúnmente como árbol de sombra ornamental. Tiene muchos usos tradicionales, sin contar sus tan conocidas propiedades insecticidas. Durante siglos, se han utilizado las semillas como un material para preparar ceras, aceites y jabones. Actualmente es un ingrediente que podemos encontrar en muchos productos cosméticos orgánicos.

Si bien este aceite se puede extraer de la mayoría de partes del árbol, las semillas presentan la mayor concentración de Azadirachin, el compuesto insecticida. Son innumerables los usos que tiene el aceite de neem, pero principalmente es elogiado por sus propiedades antifúngicas y pesticidas.

Usos de aceite de neem en el jardín

Resumen de usos del Aceite de Neem

Se ha demostrado que el uso de aerosol foliar con aceite de neem llega a ser más útil cuando se aplica durante el crecimiento de plantas jóvenes. Llegando a tener una vida útil de 3 a 22 días en el suelo, pero solo de 45 minutos a cuatro días disuelto en agua.

Se puede considerar como casi no tóxico para las aves, los peces, las abejas y la vida silvestre. Tampoco se ha mostrado resultados de cáncer u otras enfermedades causadas por el uso del aceite de neem. Llegando a ser considerado como muy seguro de usar si se aplica correctamente.

Aceite de neem como insecticida

El insecticida de aceite de neem actúa como un sistémico en muchas plantas al ser aplicado como un baño de tierra. Una vez absorbido por la planta, es distribuido por todo el sistema vascular de la planta, donde los insectos lo ingieren durante su alimentación. Este compuesto produce que los insectos dejen de alimentarse, puede evitar el crecimiento de las larvas, a la vez que reduce o interrumpe el proceso apareamiento y, en algunos casos ingresa a los orificios respiratorios de los insectos y los mata.

Este repelente natural llega a ser muy útil para los ácaros, utilizado para el control de más de 200 especies de insectos masticadores o, incluyendo:

  • Pulgones
  • Cochinillas
  • Escala
  • Moscas blancas

Aceite de neem como fungicida

Los usos del aceite de neem incluyen la capacidad de ser utilizado como fungicida para tratar hongos, moho y la roya, cuando se aplica en una solución al 1%. También se ha considera que ayuda a tratar los siguientes problemas:

  • Raíz podrida
  • Punto negro
  • Moho hollín

¿Cómo se aplica el spray foliar de este aceite?

Uno de los problemas de este aceite es que algunas plantas pueden ser destruidas por su composición, especialmente cuando se aplica en cantidades inadecuadas.

Llega a ser importante no rociar este aceite a toda la planta, sino probar en un área pequeña y esperar 24 horas para comprobar si existe algún daño en la misma. De no existir daños, el uso del aceite de neem no debería causar dañar a la planta.

Otro factor importante es aplicar el aceite de neem únicamente bajo luz solar indirecta o por la noche, con el fin de evitar quemaduras en el follaje y permitir que el tratamiento funcione adecuadamente.

Además, no debe usarse el aceite de neem en temperaturas extremas, bien sea que el clima este demasiado caliente o demasiado frío. La aplicación se debe evitar en plantas estresadas por la sequía o al exceso de riego.

Los diversos usos del aceite de neem pueden durar hasta por una semana, tiempo en que ayudará a matar las plagas y mantendrá a raya los problemas de hongos.

Se aplica al igual que otros aerosoles a base de aceite, en todo momento debes asegurarte de cubrir completamente las hojas, especialmente donde se encuentren los problemas de plagas o hongos.

¿Es seguro?

El envase del producto adquirido debe dar información sobre la dosis. La concentración más alta actualmente en el mercado es del 3%. Entonces, ¿es seguro el aceite de neem? Cuando se usa adecuadamente, no es tóxico.

Sin embargo, nunca beba y sea sensata si está embarazada o intenta quedar embarazada. Se debe remarcar la existencia de estudios sobre este aceite por su acción para bloquear la concepción.

La EPA de Estados Unidos menciona que este producto es generalmente seguro, por lo que las cantidades residuales que pueden quedar en los alimentos llegan a ser aceptables; sin embargo, al igual que sucede al utilizar cualquier otro producto, se deben lavar sus productos con agua potable antes de consumirlos.

Se debe remarcar que existe cierta preocupación con el uso del aceite de neem y su efecto en la población de abejas. Los estudios especifican que este aceite, al ser utilizado incorrectamente y/o en cantidades masivas, puede provocar ciertos daños en pequeñas colmenas, pero no tiene efecto en las medianas y grandes colmenas. Además, este producto no se enfoca en insectos que no mastican las hojas, entonces los insectos beneficiosos, como las mariposas y las mariquitas, pueden vivir seguros.

Acerca Jose Luis Tucto

Ingeniero Agricola egresado de la UNPRG